Reformaplus, reformas integrales en madrid
17Ene

|

17 enero 2023

Los mejores 10 suelos para renovar tu casa

Tú al igual que todos nosotros nos hemos planteado en algún momento realizar una reforma integral en nuestra vivienda. Ya sea para modernizar los baños, ampliar el salón o disfrutar de una cocina de última generación, nunca está de más dedicar algo de tiempo y esfuerzo a mejorar tu hogar, ¿verdad?

Los suelos para tu casa constituyen una parte fundamental de la reforma, independientemente de que sean suelos para la cocina, el baño o para la terraza del balcón es importantísimo que su instalación se realice correctamente, de la mejor manera posible.

Además, al igual que sucede con las paredes y el resto del mobiliario, debes saber elegir el mejor suelo para tu casa. Por ello en ReformaPlus hemos preparado este artículo para tí.

Aquí encontrarás una lista con los mejores suelos para tu casa, como utilizarlos y qué errores son los más comunes durante su instalación. Todo esto solo para que puedas elegir el suelo que más se adecue a ti. ¡Empecemos!

¿Cómo renovar tu casa?

Lo primero que debes hacer al iniciar la reforma integral de tu hogar es tener un plan, o al menos una idea. Lo segundo y como es obvio, deberás contactar con una empresa especializada en el tipo de reformas que quieras hacer.

En este caso te recomendamos buscar una empresa de reformas integrales especializada en el cambio de suelos. Así no solo aumentas las probabilidades de que la empresa trabaje con el tipo de suelo que buscas, si no que además podrás dormir tranquilo sabiendo que tu hogar queda en manos de verdaderos especialistas.

Por último, solo te quedaría elegir el suelo de entre los mejores del siguiente top que hemos preparado para tí, comunicárselo a tu empresa de reformas integrales, y disfrutar de tu renovado hogar una vez concluida la obra.

Tipos de suelos.

Tipos de suelos para renovar tu casa
Tipos de suelos para renovar tu casa

Suelos cerámicos

También conocido como suelo de gres, el suelo cerámico está formado principalmente por arcilla. Es de los suelos más comunes para interiores, debido a su coste económico y gran acabado para salones o zonas comunes.

Sin embargo, no te recomendamos colocarlo en balcones, terrazas o patios exteriores ya que tienden a absorber mucha agua deteriorándose rápidamente.

Suelos porcelánicos

Los suelos porcelánicos por su parte, a pesar de ser de la misma familia que los cerámicos suelen fabricarse con arcilla más refinada y pasta cerámica enriquecida con feldespato a altas temperaturas.

De esta manera los suelos porcelánicos son mucho más resistentes, y más adecuados para su colocación en exteriores.

Suelos rectificados

Los azulejos o suelos rectificados son una tendencia creciente en el mundo de la construcción y la decoración de interiores. Estos suelos se caracterizan por ser suelos de cerámica o mármol que han sido rectificados mediante un proceso de pulido y lijado para darles un acabado ultra-liso y uniforme.

Uno de los principales beneficios de los suelos rectificados es su aspecto estético. Al tener un acabado ultra-liso y uniforme, estos suelos pueden dar un toque de elegancia y sofisticación a cualquier espacio. Además, al no tener poros ni irregularidades, los suelos rectificados son fáciles de limpiar y mantener.

Otro beneficio de los suelos rectificados es su durabilidad. Al ser suelos de cerámica o mármol, ya son muy resistentes por naturaleza. Sin embargo, al haber sido rectificados, su superficie se vuelve aún más dura y resistente a la abrasión, lo que los hace ideales para áreas de tráfico elevado.

Suelos de cerámica seca

Para acabar con la familia de la cerámica, tenemos los suelos de instalación en secos. Estos suelos se dividen en baldosas de colocación en click, que permiten su rápida instalación sin necesidad de cemento, cola, o de rellenar las juntas.

Suelos de mármol

Los suelos de mármol son la combinación perfecta entre: elegancia, distinción, variedad y durabilidad. Este tipo de suelo es opción sofisticada y elegante para cualquier espacio. El suelo de mármol es conocido por su belleza natural y su capacidad para agregar un toque de elegancia a cualquier habitación. El mármol es una roca metamórfica compuesta principalmente de calcio y dolomita, y es conocido por su veta única y su patrón de color.

Uno de los beneficios más evidentes de los suelos de mármol es su aspecto estético. El mármol es un material natural y cada pieza es única, lo que significa que cada suelo de mármol es único. Además, el mármol es un material muy versátil y se puede encontrar en una variedad de colores y patrones, lo que lo hace ideal para cualquier estilo de decoración.

Otro beneficio de los suelos de mármol es su durabilidad. El mármol es una roca muy dura y resistente, lo que significa que los suelos de mármol son ideales para áreas de tráfico elevado. Sin embargo, es importante tener en cuenta que el mármol puede ser rayado o manchado si no se mantiene adecuadamente, por lo que se recomienda sellar el suelo de mármol para protegerlo de las manchas y rayaduras.

Suelos de madera

Definitivamente los suelos de madera se han convertido en un clásico de las reformas y pisos modernos, sin duda los suelos de madera podrían ser la mejor opción para tu casa.

Destaca por su capacidad como aislante térmico (tanto frío, como calor), y el gran confort que ofrece al caminar descalzo sobre él.

Suelos laminados

Los suelos laminados al igual que los de madera otorgarán gran confort y calor a tu casa, con la única diferencia de que estos son muchos más resistentes al desgaste que los anteriores. El suelo laminado es una opción cada vez más popular en el mundo de la decoración de interiores. Estos suelos están compuestos de varias capas de material comprimido, y se caracterizan por su aspecto de madera natural y su gran durabilidad.

Uno de los principales beneficios de los suelos laminados es su aspecto estético. Los suelos laminados se ven y sienten como madera natural, pero son mucho más resistentes y duraderos que la madera real. Además, los suelos laminados están disponibles en una variedad de colores y acabados, lo que los hace ideales para cualquier estilo de decoración.

Otro beneficio de los suelos laminados es su durabilidad. Al estar compuestos de varias capas de material comprimido, los suelos laminados son resistentes a la humedad, a las manchas y al desgaste. Esto los hace ideales para áreas de tráfico elevado, como el pasillo o la cocina.

Además, los suelos laminados son una opción económica y accesible en comparación con otros tipos de suelos como la madera dura o el mármol. son fáciles de instalar y mantener, y no requieren de un gran desembolso económico para ser instalados.

Los suelos laminados también son una excelente opción desde el punto de vista del medio ambiente, ya que son fabricados con materiales reciclados y su producción es menos contaminante que la de otros tipos de suelos.

Suelos de microcemento

Otra buena opción para exteriores son los suelos de microcementos, este tipo de suelos son de larga duración gracias a su resistencia a las temperaturas e impermeabilidad frente a lluvias.

Suelos vinílicos

Los suelos vinílicos son suelos muy resistentes: principalmente están diseñados para resistir posibles rozaduras, arañazos o golpes. Ideal si tienes mascotas en casa. Este tipo de suelo es una opción cada vez más popular en el mundo de la decoración de interiores, y son altamente recomendados por expertos en diseño y construcción. Estos suelos están compuestos de vinilo, un material sintético que es resistente, duradero y fácil de mantener.

Uno de los principales beneficios de los suelos vinílicos es su versatilidad. Estos suelos están disponibles en una variedad de diseños y colores, lo que los hace ideales para cualquier estilo de decoración. Además, los suelos vinílicos están disponibles en una variedad de acabados, desde la apariencia de la madera hasta la del cemento, lo que los hace ideales para cualquier tipo de espacio.

Suelos de linóleo

Por último los suelos de linóleo son tanto flexibles como resistentes, gracias a su elaboración a base de lino. Lo cuál los hace una gran opción a valorar para tu vivienda.

Errores más comunes al instalar suelos

A continuación recuerda no cometer ninguno de estos tres errores en la instalación del nuevo suelo de tu casa:

  • Humedad: asegúrate de que el suelo elegido es capaz de soportar la humedad de la zona donde se van a colocar. Exteriores y baños, necesitarán suelos con cierta impermeabilidad.
  • Mal cálculo de la instalación: en caso de hacerlo por tu cuenta asegúrate de comprar materiales que presenten la misma calidad, tonalidad y calibre, antes de iniciar la instalación.
  • Material inadecuado: No te dejes llevar solo por lo bonito que se vea el suelo, valora primero el uso que vas a darle y que necesitas de él: ¿quieres que sea un suelo radiante?, ¿necesitas uno que aguante los arañazos de tus mascotas? o quizás ¿Qué no requiera de mucho mantenimiento?

Si aun tienes dudas y no sabes cual tipo de suelo a elegir para la reforma integral de tu vivienda, en ReformaPlus te ayudaremos a elegir ya que somos expertos en interiorismo y decoración.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram